Aug 6, 2011

Se acabó la calma

Se acabó la calma

 

Nunca ha sido cierta tanta palabrería.

¡Otra estafa más! ¡Acabó la calma!

 

Las exiguas contiendas políticas se

tiñen de desencanto

y las rancias urnas

que inspiraban calma, se oxidan

por el mal uso.

 

Así es siempre aquí y allá…

En todo lado…

 

Los ilustres de traje

ocupan fácilmente

la curul

gracias a la sagaz

disertación mediática,

que a muchos ilusos

convence.

 

¡Nunca ha sido cierta tanta palabrería!

Que las guarderías; clínicas;

escuelas y caminos;

van a mejorar: Toda una falacia.

 

Y no solo eso…

la efímera memoria,

olvida la desventura

las ganas de cambiar el rumbo,

en pocas horas

habrá sucumbido.

 

¿Dónde queda la añoranza?

¿Qué se hizo la esperanza?

 

Nunca ha sido cierta tanta palabrería

¿Tanto drama por otra estafa?

¡Porque se acabó la calma!

Comentarios

No hay comentarios todavía.

Añadir comentario